domingo, 2 de abril de 2017

El informe Casabona - Sergio Vila - Sanjuán #YincanaCriminal2017


TÍTULO: El informe Casabona.

AUTOR: Sergio Vila – Sanjuán.

EDITORIAL: Destino

AÑO: 2017

PÁGINAS288





Sinopsis (editorial)

Alejandro Casabona lo ha sido todo en la vida pública española: gran empresario, mecenas y figura política (primero en la lucha antifranquista, después como líder parlamentario durante la Transición). Aún activo e influyente a sus casi noventa años, Casabona fallece de improviso, en circunstancias poco claras, durante una comida de gala en el Palacio Real de Madrid, ante la mirada atónita de los reyes y de su joven tercera esposa.

En su testamento deja un sustancioso legado a un instituto dedicado a fomentar la ética en la empresa. Pero, antes de aceptarlo, la directora del instituto encarga al investigador Víctor Balmoral que indague hasta qué punto Casabona tuvo un comportamiento ético a lo largo de su trayectoria.

¿Fue Casabona un hombre ejemplar o un negociante sin escrúpulos? ¿Sirvió a la política o se sirvió de la política? ¿Qué papel tuvo en la muerte de su esposa? Estos son los interrogantes de una investigación en la que Balmoral se verá mucho más implicado de lo que pensaba. Vila-Sanjuán inaugura con esta novela una serie protagonizada por un periodista que se vuelve investigador gracias a sus conocimientos de los intríngulis de la historia de la ciudad.

¿Quién es autor?

Sergio Vila-Sanjuán (Barcelona 1957) es un escritor y periodista español, hijo del también escritor y periodista José Luis Vila San Juan.

Ganó el premio Nadal de 2013 con su novela titulada Estaba en el aire, ambientada en la Barcelona de la década de 1960. Su primera novela es Una heredera de Barcelona (2010), que describe la ciudad en los años 1919-1923. Y en 2017, publica El informe Casabona. La mayoría de sus libros se ambientan en el mundo de la literatura y el periodismo.

Sergio Vila-Sanjuán es experto en el mundo de la cultura y cubría desde 1977 la información de arte y literatura en los diarios, hoy desaparecidos, "El Correo Catalán" y "El Noticiero Universal" y desde 1997 trabaja en La Vanguardia, donde coordina actualmente el suplemento cultural Cultura/s. 
Defiende la literatura en castellano y en catalán como "dos vasos comunicantes que pueden potenciarse". Es autor de la primera monografía dedicada al pintor Miquel Barceló, editorial Àmbit, 1984.

Opinión personal.

Intentando llevar la tónica general de las reseñas que vengo exponiendo, he de señalar que tanto la portada del libro como el título me resultan llamativos e invitan al curioso lector a averiguar qué se esconderá en esas páginas.

Mentiría si os dijera que el argumento no me ha resultado atractivo y fuera de lo común, más en unos momentos que otros, dado que el autor nos presenta una novela que desgaja la vida de Alejandro Casabona, un importante empresario y mecenas de la cultura de forjada personalidad, que dejará patente sobre todo en la primera parte a través de importantes reflexiones. Alejandro Casabona es un hombre vivido, de eso no nos puede caber duda alguna.

Y, no nos va a resultar difícil descubrir qué hay detrás de esas páginas porque la prosa es ligera y la estructura, cuánto menos es curiosa ya que través de diferentes informes los personajes secundarios transmiten en primera persona sus recuerdos y relación con el personaje principal. Descubrirán sus diferentes caracteres y personalidades a través de las conversaciones que mantienen con Victor Balmoral.

Estos informes desnudan por una parte la alta sociedad catalana de una época, nos repasan una actualidad cercana y conocida de lo que suponen las relaciones económicas, políticas y sociales: tráfico de influencia, corrupción, malversación y un largo etcétera y a través de un informe manuscrito nos trasladan a la infancia del protagonista que nos recuerda las atrocidades de la guerra civil y la posguerra.

Al tratarse de la vida de un octogenario el espacio temporal que ha utilizado Sergio Vila-Sanjuán es muy amplio lo que le permite escenificarnos momentos de acción que provocan cierta tensión en el lector.

En cuanto al espacio físico, el autor, en términos generales no entra en grandes detalles, aunque si me gustaría destacar por un lado el salón de palacio donde comienza esta curiosa historia, ya que consigue llevar al lector a esa recepción, y por otro, mencionar los barrios de Barcelona donde hacen vida los personajes que nos resultarán conocidos a todos al menos de oídas o de haberlos leído en más de una ocasión.


Para finalizar, voy hacer dos puntualizaciones, sin ánimo de hacer una crítica negativa, sino aportar y construir para mejorar.  Por un lado, creo que la novela  pierde fuerza según avanza la trama a pesar de tener ingredientes suficientes para ser potente. Considero que el desenlace se queda flojo. Por otro, con el desconocimiento de que pueda ser un acuerdo entre autor y editorial, y entonces pido ya disculpas, quiero hacer una llamada de atención  a la importancia que tiene para una novela la corrección ortotipográfica, porque es la que le dará prestancia y aumentará la calidad y, repito, solo con ánimo constructivo y salvo que la justificación sea que entre autor y editorial se han acordado licencias que obvian determinadas normas ortográficas, El informe Casabona hubiera necesitado una limpieza de cara antes de vestirle de gala. 

12 comentarios:

  1. Pues es una novela que tenía en el punto de mira de cara a la Yincana, pues tenía las expectativas muy altas, pero veo que tendré que ir a ella con los ánimos más calmados, gracias a tus palabras y quizás no me molesten algunos detalles que, como bien explicas, tratándose de una editorial de relevancia, no entiendo mucho.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  2. Eso me pasó a mi Kayena. Las expectativas eran altas y la trama es atrayente, sin lugar a dudas pero esos detalles que menciono la descafeinaron. Hay que cuidar el castellano ;-) Gracias por esconderte. Besos

    ResponderEliminar
  3. Pues no tiene mala pinta, ya he leído alguna reseña sobre él y me llama la atención, pero con tanto pendiente por Ahora va a mi lista
    Besinos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola Mar! La trama es atractiva y tiene reflexiones muy buenas, pero en mi opinión abusa de los extranjerismos, por ejemplo y esas licencias... me dejaron un poco decepcionada. Gracias por pasarte por mi escondite. Un beso

      Eliminar
  4. Patadas al diccionario, licencias pactadas, hay la RAE... en fin creo que convendrá bajar un poco de las nubes, porque me apetecía y por lo que comentabas al principio iba envalentonandome, y eso de que vaya perdiendo fuelle y el final flojo me echan un poco hacía atras

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Patadas, patadas? No sé... abuso de extranjerismos como ya he comentado antes y para mi la corrección debería ser mejor, pero yo soy una mera lectora. La trama está bien pero pierde fuelle. Gracias por comentar. Un beso

      Eliminar
  5. Pues no sé qué decirte. Supongo que si cae en mis manos, le daré una oportunidad, pero así de primeras no me acaba de convencer, quizá por las pequeñas críticas que comentas, el que vaya a menos y las licencias al lenguaje son algo que no me acaban de convencer. Ya veremos.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Claro que sí! La trama es atractiva e interesante, solo que tiene esos peros... que hacen que pierda fuelle. Hay que bajar expectativas pero merece una oportunidad. Un beso

      Eliminar
  6. No llamó la atención desde el principio y ya van un par de reseñas que le encuentran cosillas negativas. La dejo pasar.
    Besitos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Marga, la trama seguro que te atrae y despierta interés, quizás yo puse demasiadas expectativas en él. Si lo lees ya me contarás. Un beso

      Eliminar
  7. Lo tengo en mi lista de pendientes, y espero que no me defraude, aunque si comentas que tiene esas cosillas...intentaré no desinflarme.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Seguramente la trama no te defraude. El abuso de extranjerismos o las licencias le dan o le quitan calidad a los libros, así que ¡lo disfrutarás! no me cabe duda. Un abrazo

      Eliminar